Gobierno Nacional de Panamá

SALUD EVALÚA ACUERDO DE COOPERACIÓN CIENTÍFICA

Jueves, 11 de Octubre de 2007

Una propuesta de cooperación en materia de seguridad radiológica y nuclear para uso de la salud, que incluye asistencia técnica para la creación de una unidad regulatoria sobre el tema, a fin de supervisar y controlar su utilización, propuso el Gobierno de Argentina al Ministerio de Salud de Panamá.
 
Tras una visita de cortesía a la titular de Salud, Rosario Turner, el embajador de Argentina en Panamá, Jorge Alberto Arguindegui, presentó su propuesta la cual será evaluada a fin de considerar su viabilidad y puesta en ejecución.
 
La iniciativa contempla,  que una vez creada la unidad regulatoria en salud radiológica, se ofrecerá asesoramiento, capacitación y entrenamiento en materia nuclear, además de provisión de personal científico y técnico para el asesoramiento en las inspecciones y otras actividades de apoyo.
 
De acuerdo a lo presentado por el diplomático argentino se contempla enviar personal científico y técnico panameño para su traslado a la nación sudamericana a fin de lograr entrenamiento para las inspecciones  evaluaciones de seguridad para la elaboración de documentación y otras actividades científicas y técnicas de apoyo.
 
El uso de la energía nuclear ha tenido gran avance en el área de salud al punto que su uso se ha extendido a las radiaciones y radioisótopos en medicina como agentes terapéuticos y de diagnóstico.
 
Con las técnicas nucleares, la terapia médica puede combatir ciertos tipos de cáncer donde se utilizan tratamientos en base a irradiaciones con rayos gamma provenientes de fuentes de Cobalto-60, como esferas internas radiactivas, agujas e hilos de Cobalto radiactivo.
 
Para el tratamiento de una adecuada y prematura detección del cáncer se ha logrado terapias con exitosos resultados. Otros usos de la energía nuclear incluyen la administración al paciente un cierto tipo de fármaco radiactivo que permite estudiar, mediante imágenes bidimensionales (centelleografía) o tridimensionales (tomografía) y el estado de diversos órganos del cuerpo humano.
 
De este modo se puede examinar el funcionamiento de la tiroides, el pulmón, el hígado y el riñón, así como el volumen y circulación sanguíneos. También, se utilizan radiofármacos como el Cromo - 51 para la exploración del bazo, el Selenio - 75 para el estudio del páncreas y el Cobalto - 57 para el diagnóstico de la anemia.