Gobierno Nacional de Panamá

Autoridades sanitarias retiran del mercado pescado contaminado para proteger la salud del consumidor

Lunes, 11 de Enero de 2016

Un comunicado de la Autoridad Panameña de Seguridad de Alimentos (AUPSA), cumpliendo con los procedimientos regulares para la importación  de alimentos frescos y congelados a la República de Panamá, realizó análisis de rutina en el Laboratorio de Alimentos y Aguas del Instituto Conmemorativo Gorgas, a un pescado proveniente de Vietnan, conocido como bassa o filete de bagre detectando la bacteria “Vibrio cholerae”, las autoridades sanitarias procedieron al retiro temporal de estos alimentos en centros de expendios a nivel Nacional, como medida de precaución para proteger la salud del consumidor.

En Panamá el Ministerio de Salud (MINSA), a través del Departamento de Protección de Alimentos (DEPA) y la AUPSA están tomando de rutina muestra de los alimentos producidos en el país y por los alimentos que llegan del extranjero siendo una garantía la fortaleza que tenemos en los laboratorios; así lo indicó la Directora General de Salud Dra. Itza Barahona de Mosca.

Se anunció además, que no se ha dado  ningún comportamiento anormal de la enfermedad diarreica.  En las últimas semanas del 2015, hemos tenido menos diarreas que en período anteriores así que pensamos que no hay ninguna afectación. Lo importante de esta situación que se notifica que fortalecemos la vigilancia a cualquier cuadro de diarrea aguda, así lo aseveró la Dra. Barahona.

El MINSA mantendrá la alerta, con la vigilancia de todos los inspectores de protección de los alimentos verificando que efectivamente  no exista en el mercado ese producto que ha sido establecido en cuarentena hasta que se concreten los estudios de ampliación del muestreo que está haciendo la AUPSA   y se coordine con las autoridades de Vietnan para verificar en que se falló.

La Dra. Barahona enfatizó que no hay cólera en Panamá, hay un alimento contaminado que se detectó con un vidrio no toxigénico o sea que no es patogénico;  y el Estado está tomando todas las medidas indicadas para asegurar la inocuidad  de los alimentos y no hay afectación hasta la fecha. 

Se recomendó a la población  el cocimiento adecuado de los alimentos y de presentar un cuadro diarreico que llame la atención, asista a los centros médicos para ser atendido, el tratamiento es sintomático, hay antibiótico y es una enfermedad de notificación obligatoria.
Las autoridades sanitarias están trabajando para garantizar la protección e inocuidad de los alimentos que llegan a la población, culminó la Directora General de Salud en el MINSA.